miércoles, 28 de abril de 2010




CONTEMPLANDO EL OESTE AL ANOCHECER

Hoy vi encenderse una estrella
Entre la tierra y el cielo
Entre el dia y la noche,
Entre la vida y la muerte,
Entre el tiempo y la nada.
Hoy ví nacer una estrella.

Y hoy sé
Por quién suspira
El Niño que en el alma vive
Cuando cae una hoja
O mira una flor.
Cuando contempla una estrella.

Sé también,
Que su sed no es sed de mar
Ni de cuerpo de mujer,
Ni una sed cualquiera.
Sino sed de Todo, y sed de Nada.

Y sé que su Memoria
No es de ayer,
Ni mía, ni de otros,
Ni de cosas pasadas.
Sino eterna Memoria.

Sé que ya era
Antes de que este cuerpo fuera
Y sé, también, que no morirá
Cuando este cuerpo muera.

2 comentarios:

QUEOQUINA dijo...

Que hermosa manera de decir Yo no he nacido, o siempre he sido, no la conocía ¿De quién es? muchas gracias, estoy comenzando mi día con esto, un abrazo.

karma dijo...

Hola Roque, un beso grandote para ese niño que tu alma esconde y que aquí nos muestras y compartes- Gracias desde el corazón de este otro niño/a-
Un abrazo circular.